domingo, 25 de março de 2007

No creía en dios

No creía en dios y por eso lo escribía con minúsculas. Y su irreverencia era tan grande que ni siquiera ponía dios en el inicio de una frase para no tener que escribirlo con mayúscula. Decía que por culpa de dios su mamá no lo había dejado jugar con sus amiguitos que no eran de su misma religión. Y por culpa de dios había tenido que soportar a un cura cargoso, aburrido y mañoso que le hablaba todos los sábados sobre los mandamientos y sacramentos y que hasta ahora no podía liberarse del mal hálito que el religioso tenía.

Sem comentários:

Enviar um comentário

Deixe o seu comentário. Tentarei responder a todos. Obrigado